Saltar al contenido
Amantes del propóleo- KITSANA

TRATAMIENTO NATURAL para eliminar un Sarpullido por sudor en adultos

sarpullido por sudor en adultos

El sarpullido por sudor en adultos, es un problema muy común en verano sobretodo entre personas propensas a sudar con frecuencia, como los deportistas. Este tipo de irritación de la piel se conoce también como sudamina o miliaria.

¿Pero porqué se producen estos sarpullidos? Comúnmente las personas los llaman granos por calor y es un nombre muy acertado, ya que se asocian directamente con el sudor.

En concreto las ronchas en la piel, en este caso, aparecen cuando los conductos del sudor se obstruyen de bajo de la piel. Entonces, el sudor retenido causa inflación produciendo esos granitos de color rojo y que pueden picar mucho.

Este sarpullido puede aparecer en cualquier parte del cuerpo, pero sobre todo es más frecuente que ocurra en la espalda, la parte superior del torax, el cuello y los sitios donde hay pliegues, como las axilas o las ingles, la parte de atrás de la rodilla, entre los senos y debajo de ellos.

¿Qué es un sarpullido por sudor y porqué sale en adultos?

Como se ha dicho antes, el sarpullido por sudor es un tipo de erupción que ocurre cuando los conductos del sudor se obstruyen, impidiendo que salga hacia afuera. El sudor que queda retenido, causa inflación y aparecen esos granitos de color rojo que caracteriza el sarpullido en la piel.

Puede ser que sintamos mucho picor en las axilas, irritación en las ingles, quemazón y rojeces en la piel, picor debajo de los senos y que veamos granitos en el cuello, el torso o la espalda. Todo esto son síntomas absolutamente normales.

El sarpullido también puede estar causado por una alergia al sudor, en ese caso lo mejor será mantener la piel limpia y seca para evitar empeorarlo.

Existe otro tipo de dermatitis por sudor, que está producida por una infección de bacterias y levaduras como la cándida, que suelen aparecer y multiplicarse cuando la piel cambia, como por ejemplo, al volverse mucho más cálida y más húmeda de lo normal.

Esto se asocia directamente a los sitios por los que se suda mucho o la piel roza y donde la circulación de aire es escasa, entonces se suele producir un sarpullido rojo en la piel.

Además este tipo de dermatitis, se suele asociar al sobrepeso (por haber mas pliegues en la piel) y también a las personas que padecen enfermedades donde el sistema inmune está debilitado.

¿Cómo sanar un sarpullido originado por el sudor?

Bien ya hemos visto las distintas causas y motivos y los diferentes tipos de situaciones en los que puede aparecer un sarpullido por sudor. ¿Pero que podemos hacer para tratarlo una vez que está presente?

Lo primero será alejarse del calor. Ya que el sarpullido surge porque el sudor queda obstruido debajo de la piel o porque proliferan bacterias y levaduras cuando la piel cambia a muy cálida o muy húmeda, lo mejor será alejarse de los focos de calor. Procuraremos estar frente a ventiladores o aires acondicionados si nos es posible.

Usaremos la ropa adecuada. Escogeremos prendas amplias, que permitan que el aire circule para que el sudor no se acumule. También tendremos que escoger materiales naturales como el algodón y evitar exponer las partes de nuestro cuerpo con sarpullidos al sol, para que no se quemen.

Reduciremos al mínimo la actividad física o la evitaremos en todo lo posible, ya que produce sudor y eleva la temperatura corporal. Si además tenemos sarpullidos en zonas con pliegues en la piel, como las axilas o las ingles, los deportes como correr o levantar pesas, solo pueden empeorarlo.

Mantener la piel limpia y seca. Para eso nos ducharemos varias veces al día y dejaremos que la piel seque bien al aire libre. Después usaremos talco (Sin perfume) para mantener la piel sin humedad. Es importante que la piel del sarpullido reciba el aire diariamente.

Evitaremos usar lociones muy grasas o densas y que tengan aceite. Esto puede obstruir aun más los conductos del sudor y hará que la erupción empeore. También habrá que evitar las lociones que  estén perfumadas ya que eso puede irritar más la piel y  causar dolor.

-Si tenemos un caso de sobrepeso, lo más importante además de tratar el sarpullido, será tomar medidas para bajar el peso. Mientras siga habiendo pliegues en la piel los sarpullidos serán frecuentes.

Remedio para quitar sarpullidos originados por el sudor: el propolis

La mayoría de las lociones que venden en el mercado, sobre todo las que efecto calmante e hidratante, tienen una base aceitosa, que como hemos visto es bastante contraproducente para el sarpullido.

Además las cremas vienen perfumadas y los aromas tampoco son buenos ya que pueden irritar aun más la piel en estos casos y eso no nos conviene nada.

¿Entonces, qué podemos hacer si queremos usar algún remedio para tratar el sarpullido?

Bien ya hemos visto que los granitos en la piel se pueden producir o bien por bacterias y levaduras que infectan la zona o por una obstrucción de los conductos del sudor. En ambos casos es fundamental mantener la piel lo más limpia posible y desinfectada.

Para este fin, lo mejor será usar un jabón de propoleo que al ser natural va a respetar el ph de la piel, sin irritarla, pero que además va a aportar sus propiedades desinfectantes y antibacterianas.

Esto en el caso de la dermatitis por sudor producida por cándidas y bacterias será un tratamiento ideal. Y en el caso de que el sarpullido sea por obstrucción ayudará a mantener limpia la zona y evitar que se infecte.

En segundo lugar, usaremos una dilución de propoleo con agua, y con una gasa la pondremos sobre la zona afectada. La dilución de propolis es aun más potente para desinfectar y además tiene propiedades cicatrizantes y antiinflamatorias.

Esto ayudará a reducir la rojez y la inflamación de la zona, facilitará que se curen antes los granitos y  nos protegerá aun más ante la infección, disminuyendo el picor considerablemente. Dejaremos que la zona seque al aire libre.

Por último, en la primera fase del tratamiento, terminaremos aplicando un poco de talco para que la zona no sude más y se mantenga seca, repitiendo todo el proceso mínimo tres veces al día, en función del picor.

Cuando la erupción ya sea un poco menor, al finalizar, en lugar de usar talco, podremos usar una crema de propoleo para que la piel siga estando desinfectada y protegida horas después y para que la curación de los granitos sea aun más rápida.

El propolis es un desinfectante, antiinflamatorio y cicatrizante de la piel. No tiene base aceitosa y por la versatilidad de los formatos en los que se presenta, ayuda muchísimo en el tratamiento de este tipo de afecciones cutáneas.

Referencias:

https://es.wikihow.com/deshacerte-de-un-sarpullido-por-calor